Cómo el cigarro afecta el cabello

Cómo el cigarro afecta el cabello

Los efectos nocivos del tabaco en la salud están ampliamente demostrados, y sabemos que puede provocar enfermedades graves e incluso la muerte. Uno de sus efectos menos conocidos es el daño que hace a la piel y el cabello.

Las sustancias tóxicas que contiene el tabaco, como la nicotina y otras que se forman en el proceso de combustión como la bezopirena o el hidrocarburo polcíclico, tienen un efecto vasoconstrictor que afecta a la circulación fina.

Entre los efectos del tabaco sobre el pelo podemos distinguir entre efectos internos y efectos externos. Los internos se producen al inhalar el humo del tabaco (fumadores activos) y se producen por las sustancias nocivas que llegan a la sangre; y los efectos externos (fumadores pasivos) son los efectos del humo sobre el pelo por contacto.

Cómo el cigarro afecta el cabello

Afecta al crecimiento del pelo (efecto interno)

Afecta al crecimiento del pelo (efecto interno)

Los efectos del tabaco sobre la microcirculación sanguínea pueden afectar al crecimiento capilar, ya que disminuye la irrigación del cuero cabelludo. Esto puede favorecer o aumentar la calvicie en personas que ya tengan una predisposición a sufrirla.

Afecta a la calidad del pelo (efecto interno)

Afecta a la calidad del pelo (efecto interno)

Las sustancias que componen el tabaco también disminuyen los niveles de oxígeno, los niveles de vitamina A y alteran la cantidad y la calidad del colágeno y la elastina, ambos componentes que determinan la salud del pelo, como por ejemplo su fortaleza y suavidad. Esto provoca que el pelo se vuelva más quebradizo y áspero.

Afecta al aspecto del pelo (efecto externo)

Afecta al aspecto del pelo (efecto externo)

A nivel externo el humo de los cigarrillos también afecta al pelo y hace que se amarillee la fibra capilar. El cabello pierde brillo y vitalidad, y su capa externa está más seca. Además el cabello se impregna de holor a humo que es realmente desagradable y sólo puede quitarse lavándolo.

Lo mejor y más sano, es no fumar; pero no siempre podemos evitar los ambientes con humo de tabaco. Para que los efectos del cigarrillo no sean tan perniciosos sobre tu pelo, cepíllatelo todos los días por la noche con la cabeza hacia abajo para eliminar los restos de polución, y por supuesto también de tabaco.



Sabías qué...
Hay una leyenda popular que afirma que fumar también puede hacer que salgan canas. Sin embargo esto se ha demostrado que es falso, ya que las canas aparecen por problemas de pigmentación que están relacionados con la edad y que tienen un gran componente genético.
¿Te ha sido de utilidad?
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1.359 votes, average: 3,97 out of 5)
Cargando…