Cómo marcar los pómulos con maquillaje

Cómo marcar los pómulos con maquillaje

Quizás es que tu cara es muy redonda y sientes que no tiene matices. Posiblemente quieres suavizar una cara más bien rectangular. Es posible que quieras afinar tus facciones. Otra posibilidad es que estés fascinada con los altos pómulos de una modelo.

Para cualquiera de estas cosas, necesitarás maquillaje específico para resaltar tus pómulos.

Los pómulos altos y marcados han sido considerados desde hace siglos un rasgo de una cara atractiva. Como no todas poseemos tales rasgos, estos pueden aparentarse muy fácilmente con maquillaje.

Y no estamos hablando del ya muy pasado de moda contouring, esa técnica de maquillaje en la que a punta de varios tonos de sombras e iluminaciones con maquillaje muy pesado se cambian los rasgos de la cara.

En este caso usaremos maquillaje ligero, de manera de solamente resaltar lo mejor de ti.

Cómo marcar los pómulos con maquillaje

Elementos necesarios

Elementos necesarios

Para marcar tus pómulos necesitarás solamente colorete o blush y una buena brocha.

El blush o colorete es una parte fundamental de nuestro bolso de maquillaje. Da color al rostro, ilumina, resalta, alegra y rejuvenece.

Dependiendo del tono de tu piel, tendrás que elegir un rubor más o menos rosado, más o menos coral, más o menos oscuro. Generalmente, mientras más clara es tu piel más claro debería ser el rubor e ir pasando a tonos cada vez más oscuros o marrones si tu piel es también más oscura.

Algunas personas prefieren el blush en crema y no en polvo. Si tu piel es muy seca, el blush en crema te funcionará muy bien. Si no es así, los tradicionales de polvo son adecuados.

La brocha para el rubor debe ser gruesa, preferiblemente de pelo natural y de buena calidad. No olvides que debes lavarla regularmente con champú y dejarla secar bien antes de volverla a usar.

Forma de tu rostro

Forma de tu rostro

La forma de tu rostro es la que decide cómo resaltarás tus pómulos. De manera que mírate al espejo, con el pelo bien recogido para decidir si tu cara es redonda, rectangular, ovalada o en forma de corazón.

Por lo general, lo que se hace es chupar las mejillas para saber dónde están los pómulos. Una vez que los tengas localizados, ten en cuenta que si tu cara es ovalada, tendrás que iluminar los propios pómulos. Si tu cara es redonda, debes poner colorete debajo de los pómulos y llevarlo hasta el nacimiento de las orejas. Si tu rostro es cuadrado ponlo de manera horizontal sobre la parte inferior de tus pomulos.  Si tu rostro es en forma de corazón, ponlo en la parte inferior del pómulo sin llevarlo hacia las orejas.

Acuérdate de difuminar bien, de manera que no sea una mancha evidente de color, sino que dé la impresión de que el sol ha sonrojado tus pómulos

La edad cambia las cosas

La edad cambia las cosas

Cuando va pasando el tiempo el aspecto redondeado de la cara va cambiando y los rasgos se van volviendo cada vez más agudos. Eso quiere decir que tus pómulos resaltarán más que nunca, si los tienes y se marcarán si no los tenías antes.

Si estás en tus 20 o en tus primeros 30, podrás maquillar tus pómulos un poquito más y te verás muy bien.

Cuando te vayas acercando a los 40 y los sobrepases es mejor que tu colorete sea cada vez más ligero y de tonos más claros.

Nada de excesos

Nada de excesos

Cuidado con marcar tanto los pómulos que parezcas una máscara. La idea es que sea un aspecto totalmente natural y no manufacturado.

No uses colores demasiado oscuros si es una salida de día. La luz del sol hará que el maquillaje se note muchísimo y que el color sea aún más fuerte.

El aspecto de modelo de los años 70 con pómulos marcadísimos estaba de moda en esa época, ahora la estética es mucho más natural.



¿Te ha sido de utilidad?
1.359 votos, promedio: 3,98 de 51.359 votos, promedio: 3,98 de 51.359 votos, promedio: 3,98 de 51.359 votos, promedio: 3,98 de 51.359 votos, promedio: 3,98 de 5 (1.359 votes, average: 3,98 out of 5, rated)
Cargando…