7 métodos para hacer la depilación en casa

7 métodos para hacer la depilación en casa

Depilarse es uno de los rituales de belleza más comunes entre las mujeres (y actualmente también entre muchos hombres).

Para depilarnos podemos acudir a algunas peluquerías que también ofrecen servicios de depilación o a un salón de belleza especializado. En estos lugares nos harán una depilación perfecta, el problema es que puede suponer un desembolso de dinero importante (sobre todo si hay que repetirla periódicamente) y hay que reservar tiempo para acudir a hacérnosla.

La buena noticia es que actualmente hay multitud de opciones para realizar la depilación en casa, cómodamente, por menos dinero, con un resultado profesional y usando la técnica que te convenga según tus necesidades.

A continuación te mostramos 7 métodos para hacer la depilación en casa, desde los más conocidos a los más novedosos.

7 métodos para hacer la depilación en casa

Cuchilla

Cuchilla

Uno de los métodos más conocidos de depilarse en casa es usando cuchillas de depilación. Este método tiene ventajas e inconvenientes.

La principal ventaja es que es rápido (se puede hacer por ejemplo bajo la ducha) y barato (solo tendrás que pagar el precio de las cuchillas y podrás usarlas varias veces antes de deshecharlas).

El principal inconveniente es que no se arranca el pelo sino que se corta, por lo que a los dos o tres días volverá a crecer. Si pasarte la cuchilla es tu método habitual de depilación, tu vello se volverá cada vez más fuerte, duro y abundante.

Este método es recomendable para usarlo como algo excepcional, para salir de un apuro o cuando tenemos prisa. En el mercado hay multid de cuchillas diseñadas para el vello corporal de las mujeres.

Cremas depilatorias

Las cremas depilatorias son otra opción sencilla para realizar la depilación en la comodidad de nuestro hogar. El método consiste en aplicar la crema en las zonas de las que se quiera eliminar el vello, esperar unos minutos y retirar. Al igual que las cuchillas, es un método sencillo y fácil de usar, pero que no arranca el pelo de raíz sino que lo corta, por la tanto tiene los mismos inconvenientes que estas. Además, las cremas depilatorias tienen ingredientes químicos en su composición y desprenden un fuerte olor. Si no te gusta lo artificial este no es tu método.

Tiras depilatorias

Tiras depilatorias

Otro método de depilación que sí arranca el pelo de raíz son las tiras depilatorias. Esta es una depilación en frío usando tiras de plástico impregnadas de cera y otros componentes que extraen el pelo. Los inconvenientes es que se necesitan muchas tiras para completar la depilación, que se tarda bastante tiempo en hacerlo y que suponen una inversión media.

Cera caliente

Existen aparatos de depilación caseros que calientan y mezclan cera depilatoria. Estos dispositivos pueden ser de un solo uso o reutilizables una y otra vez. Después de calentar la cera la aplicaremos con una espátula sobre la piel, pondremos encima una tira de tela y tiraremos. Una vez se tenga el aparato, este método es mucho más barato que otros de los que hemos enumerado ya que el coste de la cera sólida es muy bajo. El principal inconveniente es que puede ser un método engorroso.

Aparatos de eliminación del vello IPL

Aparatos de eliminación del vello IPL

IPL significa “luz pulsada intensa”. Esta técnica inhibe el crecimiento del pelo tanto del cuerpo como de la cara. Es una tecnología que se usaba en las peluquerías y salones de belleza profesional y que ahora se ha aplicado a aparatos más pequeños que se pueden usar cómodamente en casa.

Para usarlo tenemos que seleccionar en el aparato el color de la piel, mediante un sensor, y también entre las cinco posiciones de energía de luz. El funcionamiento consiste en ir pasando el aparato por las zonas que se quieran tratar. Es un procedimiento indoloro y se empiezan a ver los resultados (menos crecimiento capilar y pelos más finos) después de unas cuatro sesiones. Para que sea efectivo debemos hacer el tratamiento una vez cada dos semanas, después de haber rasurado la piel. Después del tratamiento se recomienda no exponerse al sol.

Depilación con azúcar

Este método es parecido a la aplicación de cera caliente, pero con la ventaja de que es un método natural, casero, que se lleva a cabo con ingredientes y utensilios que tenemos en casa y que no hace falta comprar, y que es un método libre de tóxicos y respetuoso con el medio ambiente.

Aquí tienes la receta para hacerla en tu hogar. Necesitas:

  • Dos cucharadas de azúcar
  • Una cucharada de miel
  • Unas gotas de limón

Mezcla los ingredientes hasta formar una pasta y calientalo entre uno y dos minutos en el microondas. Si quieres, puedes calentarla al baño maría e ir viendo la temperatura y la ligazón de la pasta. Cuando la mezcla adquiera una coloración dorada estará listo. Retíralo del fuego, déjalo enfriar alrededor de 15 minutos. Con la piel bien limpia aplica con una espátula la mezcla (que estará tibia). Puedes retirarla dando un tirón con los dedos, no hacen falta tiras.

Pinza

Pinza



La pinza de depilar es una buena opción para depilarse en casa, sobre todo las zonas pequeñas de la cara, las axilas y las ingles. Dependiendo de la cantidad de vello que tengas, el tiempo que tardes. Los primeros pelos que quites dolerán un poco pero en seguida tu piel se acostumbrará y ya no te dolerá. Lo bueno de la depilación con pinza es que quitas el vello de raíz y tarda varias semanas en volver a crecer.

Sabías qué...

La depilación femenina es algo bastante actual. Antes las mujeres no se depilaban. En el año 1915 surgió un anuncio dirigido a la alta sociedad en el que aparecía una chica con las axilas depiladas… y el resto de la historia ya la conocéis.

¿Te ha sido de utilidad?
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1.426 votes, average: 4,01 out of 5)
Cargando…