Rutina de limpieza facial nocturna

Rutina de limpieza facial nocturna

La limpieza facial es parte fundamental de nuestro mantenimiento, pero además, la que evita buena parte de los problemas de nuestra piel. Si tu rutina de limpieza es buena, eso quiere decir que tendrás menos posibilidades de que te salgan granos, puntos negros, de que tus poros se abran, de tener rojeces o irritaciones y, por supuesto, tendrás menos arrugas con la edad.

Algunas chicas piensan que si no usan maquillaje, no hace falta limpiar tu cara en las noches. Esa es una grave equivocación. Durante todo el día tu cara ha estado expuesta a los elementos, has sudado y la contaminación se ha depositado en tu piel. Al final del día, tu piel está cubierta por una ligera película de grasa y sucio. No es agradable y tupe los poros.

Rutina de limpieza facial nocturna

Desmaquillante

Desmaquillante

Imprescindible. Usas rubor, máscara, corrector, base, labial. Todos esos pigmentos se van depositando en tu piel. La manera de eliminarlos en un buen desmaquillante. Si el desmaquillante es en crema, espárcelo sobre tu cara con un ligero masaje y luego retíralo con un algodón. Si tu desmaquillante es líquido, aplícalo sobre tu cara con un algodón bien empapado. No restriegues la piel de tu cara, la idea es que todo salga de manera suave.

Loción micelar

Loción micelar

Las lociones micelares son estupendas. Parecen agua, pero eliminan de la mejor manera el maquillaje. Hay gente que consideran que no es suficiente para eliminar máscara resistente al agua, por ejemplo. Para ellas es mejor usar primero el desmaquillante y, cuando no hay trazas de maquillaje, limpiar los restos con la loción micelar. Esa es mi manera y me ha funcionado bien.

Jabón o loción limpiadora

Jabón o loción limpiadora

Aquí también depende de ti. Para algunas mujeres, la loción micelar es más que suficiente. Otras prefieren terminar la faena limpiando bien con un jabón líquido o en pastilla, especialmente diseñado para la piel del rostro. Si tu cutis es muy grasoso, usas mucho maquillaje o vives en una zona altamente contaminada, quizás es una buena opción. Recuerda que el jabón debe ser especial para tu tipo de cutis, delicado y antialergénico.

Tónico

Tónico

Una vez que tu piel está limpia, es el momento de tonificarla. El tónico cierra los poros, reduce las irritaciones, termina la limpieza, balancea el Ph de la piel, ayuda a controlar la grasa de la piel. Hay tónicos con alcohol y tónicos sin alcohol. Trata siempre de usar tónico sin alcohol. El que contiene alcohol puede ser muy fuerte y resecar tu piel. Además, puede dejar una sensación de tirantez de la piel muy desagradable.

En este caso, es conveniente que le preguntes a tu dermatólogo cual es el tónico que te recomienda como parte de tu ritual.

Humectante

Humectante

Parte fundamental del ritual nocturno. La noche es el momento en el que la piel está regenerándose, de manera que es también el momento de usar cremas especiales para la noche, que la nutrirán y humectarán más que las de día.

Es importante que elijas la crema adecuada para tu tipo de piel. No es cuestión de llenarse la piel de grasa y pensar que eso debe funcionar bien. Si tienes la piel muy seca, debes escoger una crema que humecte y nutra. Si la tienes muy grasosa, que humecte y repare, sin aumentar el sebo.
A partir de algunas edades, es mejor utilizar también un serum que sea más concentrado y luego aplicar la crema.

Exfoliación

Exfoliación

Una vez a la semana, por lo menos, es el momento de hacer una limpieza más profunda. En este caso sigue los pasos de limpieza y, antes del tónico, exfolia cuidadosamente tu piel. Hay exfoliantes muy buenos de casi todas las marcas. Si tu piel se irrita fácilmente, es mejor que utilices el más suave. También puedes hacer tus propios productos exfoliantes con azúcar, sal y miel. En todo caso, hazlo sin exagerar. La idea de la exfoliación es eliminar las células muertas de la superficie, pero no raspar tu piel.

Una vez que terminas la exfoliación, elimina los restos de crema exfoliadora con abundante agua. Termina con el tónico y la crema humectante.

Es mejor que no uses toallitas desmaquillantes sino muy de vez en cuando, ya que no dejan la piel bien limpia y dejan tu piel llena de químicos que pueden producir brotes o irritaciones.



La piel de tu cara debe durarte toda la vida y es lo que más se ve, cuídala con esmero.
Sabías qué...
Las lociones micelares o aguas micelares son soluciones en base a agua que tienen incluidas micelas, unas moléculas detergentes que disuelven el sucio y la grasa de la piel. Después los restos se quitan mucho más fácilmente con un algodón.
¿Te ha sido de utilidad?
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1.328 votes, average: 4,02 out of 5)
Cargando…