Tratamientos caseros para el cabello seco

Tratamientos caseros para el cabello seco

¿Cuántas de nosotras tenemos en nuestro baño una colección de mascarillas para el pelo? De diferentes marcas, con diferentes ingredientes y de diferentes colores. Por mucho que nos pongamos esas mascarillas, nuestro pelo vuelve a las andadas y luego se queda como la paja, tieso y se ve débil y hasta apagado.

Se recoge el pelo y a la calle. A veces actuamos así, para no tener que mostrarlo, pero tenemos derecho a hacerlo, por eso hoy te mostramos una selección de tratamientos caseros para el cabello seco, que le devolverán la vida. Con estos remedios caseros para el cabello, conseguirás conocer las técnicas necesarias para hidratar el cabello y darle las vitaminas necesarias.

Miel

Antiséptica y muy hidratante, una mascarilla casera de miel es lo ideal para conseguir una hidratación increíble en el pelo. Además, conseguirás unos reflejos rubios, naturales y brillantes. Sólo tienes que diluir dos partes de miel por una parte de agua al fuego. Cuando se haya templado, echártelo en la cabeza, después del lavado. Deja que escurra y envuélvete el pelo con una toalla caliente. Deja que actúe treinta minutos y aclara con agua templada.

Yemas

Antes de lavarte el pelo, mójatelo un poco para que esté algo más manejable. Coger tres o cuatro yemas, dependiendo de la cantidad de pelo que tengas, bátelas y aplícatelo por todo el pelo. Puedes dejártela puesta hasta una hora, no la envuelvas en una manta caliente, o se cuajarán las yemas. Acláratelo con agua fría y luego, lávatelo con normalidad.

Cerveza

La cerveza tiene muchas vitaminas y minerales, todo eso es muy beneficioso para tu cabello seco. Después de lavártelo, procura que el último aclarado sea una lata de cerveza. Procura antes, quitarle todo el gas que puedas y que sea sin alcohol. El alcohol, no son más que azúcares que pueden dañar a tu pelo, dejándolo apelmazado.

Aceite de coco

El aliado número 1 para tu cabello. Calienta la manteca de coco, que puedes comprar en herboristerías o parafarmacias y luego, aplica una generosa cantidad por todo el cabello. Déjalo actuar un par de horas, con una toalla caliente envolviendo tu cabello y luego lávatelo con normalidad.

Aceite de oliva

Es algo que tenemos casi siempre, a mano y para un apaño, es mejor que salir a comprar los ingredientes para nuestro tratamiento casero. Sólo tienes que aplicártelo desde las raíces a las puntas y dejar que actúe, como mínimo media hora. Déjalo al aire libre, recogido. No lo envuelvas, porque el calor hace que se diluya y acabarás chorreando aceite por toda la cabeza. Aclara con agua tibia, lávalo y el último aclarado, que sea con agua fría.

Semillas de linaza

Este gel es perfecto para hidratar el cabello seco y sobre todo, si es rizado, porque le aportará mucha manejabilidad. Estas semillas puedes encontrarlas en cualquier herboristería. Para extraerles el gel, necesitas algo de paciencia. Sólo coloca a hervir medio litro de agua, con tres cucharadas de semillas de linaza y una cucharada de aceite de coco. Remueve con una espátula de madera durante veinte minutos y luego, cuélalo por un filtro de metal y seguidamente, por un filtro de tela, así quedará limpio, el gel resultante. Cuélalo en caliente, porque en frío se espesa y no hay manera de que pase por el filtro de tela. Guárdalo en la nevera y aplícatelo después de lavarte el pelo o cuando vayas a peinarte, porque aporta fijación, pero sobretodo, lo mantendrá hidratado.

Mascarilla normal

Si no quieres ninguno de estos tratamientos, por supuesto, puedes emplear uno más accesible y sencillo. Puedes comprar una mascarilla en cualquier supermercado, pero si vas a hacer eso, lee los ingredientes y procura que no tenga ni sulfatos, ni silicona o parabenos. Éstos agentes químicos sólo dan una falsa apariencia de hidratación. Si es sin perfumes, mucho mejor.



Como verás, no hace falta recurrir a tratamientos súper costosos para tener un cabello saludable. Gracias a estos tratamientos nutritivos para el cabello seco volverás a sentir esa melena ligera y sedosa. Además, conseguirás un brillo natural y mucha más fuerza. No dejes de probarlos.

Sabías qué...

El pelo seco suele ser el más fino y si es rizado, suele secarse mucho más. No lo laves con tanta frecuencia, deja que la grasa natural de tu cuero cabelludo lo hidrate. Hazte uno de estos tratamientos nutritivos antes de lavártelo y así multiplicarás los efectos a lo largo de la semana.

¿Te ha sido de utilidad?
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (655 votes, average: 4,02 out of 5)
Cargando…